martes, 5 de agosto de 2014

Querida Marilyn



Solo sé que vi a una gringa monumental,
que me hizo pensar que el Capitalismo era genial,
y renunciar al Marxismo
aunque opino que las rusas tienen su toque,
pero esta chica era algo único.
Cuando me dijeron que no era rubia no me importo,
fui victima de sus movimientos sensuales y curvas,
que me valieron 1.000 sueños húmedos.
Y me ilusioné
con que en lugar del veneno
que dicen que le encontraron 
en el ano,
tuviese
mi miembro,
para resultar
envenenados
los 2.

de amor... (mal pensados)

Descansa en Paz dulzura!