lunes, 31 de julio de 2017

Las damas y las armas: filosofía harapienta y otros cachivaches 3

Por XervanteX

-¿Cleopatra es una dama?-
<< No lo sé >>

Tras el escenario se carga de vergüenza pero al ver la reacción del público se termina anulándose y sintiéndose alguien miserable, incapaz de afrontar un reto, entonces uno se deprime, se trata de empujar y se auto destruye al final.

Una dama no suele pintarse las uñas en público, su intimidad es lo más valioso en ella, se valora y acata cada acto con una sensibilidad propia, se diría ha sido educada en las artes magnánimas de la seducción invisible. 

Es como cuando vas al museo de arte y el guía habla de que la obra frente a uno esta cotizada en muchos billetes y adivinas que esta resguardada por un sistema de seguridad impresionante y ni siquiera puedes aproximarte para tocarla.

Yo hablo de que hay damas intocables.

Hablo también que de que a veces no todo está a la venta.

Aunque no haya perfección en nada.

Una mujer puede tener un error en su vida. Una dama asume que nada en su vida es debido a un error.

Alguien dice que encontrar a una dama es tan difícil como encontrar una buena arma.