lunes, 18 de enero de 2016

Crónicas de un periplo por la vida: fundación

MaLeja

La vida es el milagro.

Escribo desde muchos kilómetros de distancia, pero eso no importa sigo pensando igual y celebro que por medio de estas letras mantengamos una nutrida comunicación.

Mi alegría es que superamos el tiempo con la consigna de que somos más y mejores.

Este año vuelven los Indomables a tomarse estos sitios. Gratitud a ellos.

Pero estoy feliz porque he vuelto a los recuerdos y en base a esto he de alimentar este Blog con las aventuras de nuestra generación en una sección que denominado Crónicas de un periplo por la vida y que pretenderá rescatar acontecimientos casi ya olvidados por algunos.

Tales escritos saldrán a la luz los días lunes y viernes.

Invito a todos ustedes a degustar de una suculenta trama y el disfrute de esta gama de relatos.