jueves, 7 de mayo de 2015

MEMORIAS DE UN CONTADOR PÚBLICO NADAÍSTA: PASO DIECISEIS

Por Alejandro

La duda

En el Nadaísmo la duda es algo valioso porque representa un sentido creativo.

En cambio en la Contabilidad la duda no es tan razonable, y tiende la mayoría de veces a inclinarse hacia el error.

Por paradójico que parezca las matemáticas se dicen ser aclamadas como exactas y de ellas se vale la técnica contable para decir simplemente que si por acá entra por acá sale,

Aquí tengo un precepto uno finalmente es poseído por lo que posee. Mejor si lo ejemplifico: uno sabe que lo que tengo en este momento menos lo que debo conforma lo que realmente poseo. Pero la duda es si uno esta dispuesto o no a pagar lo que debe.

EL inconveniente mayor es que te forman como Contador Público para que ayudes a una organización a tomar decisiones, aunque las decisiones que tu tomes con tu vida no importen, o mejor si las tomas y te equivocas mejor para la organización, esto es que si te casas y tienes hijos mejor para la organización ya que te tendrá de esclavo/a por muchos años, ya que tienen que por lo menos llegar con un mercado a la casa. Si por ejemplo te compras una casa cerca de la empresa, mejor para la organización así tu Jefe te puede llamar los domingos y festivos y tendrás una disponibilidad 24/7.

Ya comienzo a dudar.