martes, 4 de noviembre de 2014

El tiempo es un gotero

Por MALEV

A mi poco me viene importando la velocidad con que el tiempo se empecina en acabarlo todo. Total las arrugas son inevitables por más cremas y tratamientos que use. Lo que me atemoriza seriamente es la velocidad con que el humano es capaz de olvidar. Por lo menos me consuela tener a mi lado a seres cuya fortaleza esta en estas letras cuyo eco prevalecerá. Aunque a veces como artistas que somos, debemos tirar la toalla para dar lugar a la nostalgia, a la pasión por otras artes o simplemente deambular por allí. En razón a esto doy fe de la calidad humana que fue el gran Alexis Mendoza y soy testigo de que sus experiencias contadas en relatos, diálogos y ensayos darán pie a nuevas formas de pensar. Siendo que hoy en día está de moda lo táctil, no más tocas y surte la orden, quizá hasta el amor se ha tornado de esa forma, en que quieres tocar a alguien y esperas se cumplan todas tus expectativas, es cruel de esa manera. Lo sé. Como extrañamos ser nosotros mismos y de alguna manera identificarnos como personas y no con títulos, ni identidades falsas. Hoy se hace indispensable un fin para que haya un comienzo hermoso.