viernes, 26 de septiembre de 2014

SI MORIR NO ES TAN MALO

Por MALEV

"Yo había sido educado para hacer de este mundo un episodio efímero, de la vida algo estoicamente desdeñoso, y del cielo un absoluto... Pero mi contacto con cierto racionalismo filosófico fue socavando los estamentos sagrados de mi fe de carbonero y una doliente duda hacia los valores terrenos me pusieron en el umbral de la desesperación" Gonzalo Arango

La cuestión es que la muerte viene de repente, puede suceder en un instante, hoy o mañana. Decía mi amigo Alejandro que no le importa su muerte, sino la de los demás, quizá sea doloroso ver partir a un ser querido, a un amigo o a un conocido, pero todo es un ciclo, un proceso y estamos en ese curso, por tanto si ese ha de ser nuestro destino final habrá que hacerse a la idea.

La muerte no es tan mala si existe por medio un dolor intenso. si hay un sufrimiento total, sino que a veces la muerte se ensaña con quien ama la vida, con quien hace gala de una excelsa condición de benefactora para la humanidad.

Pero nadie está preparado para admitir su propia desaparición o la de otro ser. Hace poco hablábamos en un foro de crear también una cultura que permita enfrentar este episodio y aprender a ver el lado amable de la muerte como un proceso y una transformación.

Fácil quizá decirlo pero difícil vivirlo.