jueves, 11 de septiembre de 2014

3 PALABRAS: NO DISPAREN MÁS QUE YA ESTOY MUERTO

Por Joe Yabuky

El verdadero naufragio ocurrió cuando creímos ser la especie más evolucionada.

Increpamos nuestras dudas llenas de posibilidades, ejercimos la vida con irresponsabilidad, no respondemos responsablemente, somos unos seres elevados a punta de mariguana o de alcohol pero que atacamos ambos vicios, estamos de acuerdo con el Médico que dice que la única forma de evitar el SIDA es ejerciendo un celibato casto y puro o masturbándose... estoy pensando que el Médico es Gay u odia a las mujeres porque las cree creación del Maligno... o ambas cosas... no sé.

CESAR: He pensado en rendirme, en dejar de joder tanto, merezco la sombra o el espanto...

JUAN: A la larga todo cansa, el hastío de esta vida es que ya no hay nadie en quien confiar...

ALEJA: Los valores están en el basurero... nadie se quiere como es... avaricia, envidia y crimen...

CHARLIE: Ojalá llegue la última hora sin afán... con la calma y la excitación del orgasmo...

CESAR: Quién no te conoce muerte te anhela...

En la facción sur caen tres: uno acribillado con el corazón partido porque una mujer le apuñalo, otro que se tira de un puente y uno más que sirve de carne de cañón... este último en un telegrama urgente (valga la redundancia) proclive de su insatisfacción terrenal les deja diciendo a los ejércitos que ya no disparen más pues ya esta muerto...

Profetizamos futuras caídas.

Fin del Comunicado.