lunes, 4 de noviembre de 2013

EL GRAN CESAR HA DEJADO EL EDIFICIO

Por María Alejandra Erazo Vega

"Hay hombres que luchan un día y son buenos, hay otros que luchan un año y son mejores, hay otros que luchan muchos años y son muy buenos, pero hay quienes luchan toda la vida,esos son imprescindibles" Bertolt Brecht

En la madrugada del jueves me despierta un rumor: "la vida es injusta" y pienso en que quizá la muerte se ensaña con quien la olvida. Mi amigo de aventuras y desventuras, el tipo cuya literatura se escribía en cartones y paredes, el irredento juglar de la irreverencia ha detenido su marcha, no ese día, sino tiempo atrás. César Vélez se rindió y tomó el autobús a la infinidad de la nada. Esto y lo demás que voy a escribir por esta semana será difícil, pero necesario y lloraré, como aquella terrible madrugada en que sentí que el alma perdía algo, quizá como bien dice XervanteX uno se va muriendo de a poquito. Ojalá fuese cierto eso de que los Poetas son eternos, ahora quiero consolarme con decir que por fin César descanso, que el mundo está muy complicado. Amigo César te acompañaría en ese viaje si yo estuviese sola, si no tuviese a nadie, pero tengo todavía que hacer algo de este lado y tu sabrás bien comprender.